Copa Colegial  2016 & Bifrutas

5 de Febrero de 2016. Colegio Menesiano

49

1ª ronda Masc.

Final

1
2
3
4
OT
6
11
9
23
0
16
4
23
13
0
56

Asalto Bleu a la nave corsaria

Crónica y Fotos: Andrés G. Luján|6 Febrero, 2016|Comenta este partido

 

Esta vez la Copa Colegial By Bifrutas tocaba en uno de los buques insignia de la competición: la cancha menesiana. Éstos dieron un recibimiento multitudinario desde el primer momento para arropar a un equipo que se enfrentaba a uno de los históricos de esta copa, el Liceo Francés. No era momento para la historia, había que luchar en la cancha. Un calentamiento en el que los corsarios cargaban sus cañones a base de intensidad, mientras, los blues amenazaban con su propia revolución francesa amenazando desde más allá de la zona.

Banderas, bocinas, cánticos y arengas para que diera comienzo la Copa Colegial  en el Colegio Menesiano. Toda la carne estaba en el asador.

 1er Cuarto: Intensidad, esfuerzo y lucha

 Tras el salto inicial, gozamos de un inicio apabullante por parte de la afición. Tanta intensidad tanto por jugadores como por los fieles a los corsarios hizo que comenzara un partido de tremenda lucha.

 La primera canasta tardó en llegar, fue para el equipo local obra de Alejandro Gómez para empezar a guiar a su equipo. Sin embargo fue momento para Achille Roverato quien encontró el camino para inaugurar el marcador para su equipo desde la línea de los libres, y vaya si lo hizo, no le tembló la mano lo más mínimo.

 Una serie de errores y pérdidas corsarias hicieron que el Liceo se pusiera por delante en este primer periodo. Pero no estaba todo dicho, el equipo menesiano de manos de Carlos Gómez y Ignacio Luis aumentaron la intensidad que necesitaban, aunque de momento no era convertida en canastas. Sucesión de tiros libres para el Liceo antes del final del primer cuarto: 6-16. Buena Ventaja Bléu.

 2º Cuarto: La infranqueable zona corsaria

Los corsarios no se iban a quedar contentos con ese marcador y salieron a morder desde el comienzo. Después de un final lleno de ganas, pero falto de anotación, cambió totalmente llegando los puntos y rebotes bajo los aros.

Una defensa férrea menesiana logró dejar sin ideas al ataque del liceo, y es que si algo saben hacer los corsarios es luchar hasta en las peores circunstancias. ¡Y vaya si lo hicieron!

El equipo local comandado por un Carlos Gómez en el timón, triiiiiiple sobre la bocina  y la renta del Liceo se había esfumado casi por completo. Acaba la primera parte a tan sólo 3 puntos del equipo Bléu.  17-20

 3º Cuarto: Un ordenado equipo bléu

Un descanso que le vino de perlas al Liceo, y es que la segunda parte a los corsarios no les sentó nada bien. El equipo visitante vivió un tercer periodo encadenando parciales liderados por un  Román Zamora que estuvo inmenso.

La sucesión de canastas azules no gustó nada al banquillo local y optaron por parar la sangría: tiempo muerto y a reordenar las filas. El viento no giraba en la dirección correcta y había que reconducir la nave, llegó Ignacio Luis con su energía para animar a sus compañeros, dando la intensidad que necesitaban.

Pero los ánimos estaban del lado francés que no dejaba de anotar y encontrar jugadas de calidad con bastante facilidad.  encontraron el camino para dejar muy mermado al equipo corsario. Tiro de 2 y 17 puntos de ventaja para el equipo azul. 26-43

 4º Cuarto: Resistencia corsaria ante el vendaval azul

Los partidos se juegan hasta el último minuto,  y es que ¡la vida pirata es la vida mejor! A ritmo de los cánticos de una grada entregada los menesianos no dieron el partido por perdido en ningún momento.

Y es que los momentos finales de un encuentro son para los grandes jugadores, los que hacen sacar la fuerza de donde no la hay y ver más allá de la niebla en la que se había convertido la defensa del Liceo. Carlos Gómez llegó a la friolera cantidad de 14 puntos en sólo este cuarto, convirtiéndose en un dolor de cabeza para la defensa visitante.

Sin embargo, el liceo comenzó tranquilo, confió en su renta obtenida en un glorioso tercer cuarto, y pensó que pasaría el tiempo de manera placentera. El equipo local no se rindió y tuvieron que ponerse la ropa de lucha, a bajarse al barro para luchar por cada rebote.

Cada canasta local hacía más ensordecedor el ruido del pabellón y cada vez la altura bléu parecía menor. Sin embargo, los bléus que demostraron una calidad y una entereza tremenda durante el partido no podían venirse abajo, para eso Matthijs Stroobants anotó 4 puntos consecutivos que redujeron los ánimos corsarios. Sin embargo, Carlos con otro memorable triple redujo la renta a tan sólo 7 puntos a falta 3 minutos para el final.

Tiempo muerto, y el mando bléu ahora estaba en manos de Karim Gil, agarró el balón y no lo soltó hasta convertirlo en la puntuación que necesitaba su equipo. 5 puntos consecutivos y muy pocos errores desde la línea de tiro libre lograron que su equipo llegara entero al final del partido. Ya con escasas opciones los menesianos, no bajaron la lucha, pero se quedaron sin tiempo. Final del partido con victoria del Liceo por 56 – 49.

Eso fue todo en una cancha donde se respiraba baloncesto, ánimo, intensidad y sobre todo buen rollo. Para que luego digan que la piratería es cosa de canallas.

 

 

 

 

Salto inicial
Salto inicial
Defensa sin concesiones
Defensa sin concesiones
Air Karim
Air Karim
Carlos Gómez y Karim Gil, dos cracls
Carlos Gómez y Karim Gil, dos cracls

Comentarios  

Para poder comentar debes iniciar sesión.
Puedes iniciar sesión también con tu cuenta de facebook.

Bifrutas
IconGame